El dolor agudo de la gota se puede controlar igualmente bien con esteroides orales o con medicamentos anti-inflamatorios no esteroideos (AINEs).

Al poder ser utilizados ambos, es que la elección del tratamiento debe ser guiado principalmente por las características y las comorbilidades del paciente de manera  individual.

El estudio doble ciego, aleatorizado evaluó los resultados de dolor para los 376 pacientes que acudieron a los servicios de urgencias (EDS) dentro de los 3 días del inicio de los síntomas.

El hallazgo fue de que la prednisolona oral y la indometacina oral fueron igualmente eficaces y seguros para reducir el dolor, y nos indica que un replanteamiento de las suposiciones acerca de los esteroides orales y la gota debería plantearse.

El estudio incluyó a pacientes de cuatro de los 17 hospitales de agudos en Hong Kong. Los cuatro hospitales en el estudio tratan a cerca de un tercio de los 2 millones de pacientes que acuden a los EDS Hong Kong cada año.

Los resultados muestran reducciones equivalentes y clínicamente significativas dentro de los grupos en la puntuación media del dolor que se observaron tanto con indometacina y con prednisolona.

El presentar diabetes severa, infección grave, o heridas abiertas serían indicaciones para la elección de los AINE. Una historia de hemorragia gastrointestinal, insuficiencia renal asociadas a AINE, riñones malos, o edad avanzada sería apuntar hacia los esteroides como la mejor opción.

 

Mayor información: Annals of Internal Medicine 23 Feb 2016

Copyrights © 2015 Galenoscopio.org| Designed by CooLWeb